Por segunda vez, dominicano Karim Mella inicia ascenso hacia cima del Monte Everest

SANTO DOMINGO. Por segunda vez, el dominicano Karim Mella inició su ascenso hacia la cima del Monte Everest, desde el campo cuatro.

Su ascenso empezó a las 9:25 p.m, hora Nepal (11:25 a.m. hora de Santo Domingo).

El criollo escribió en su cuenta en Facebook sobre el reto:

“Preparamos este resumen de lo que nos espera en nuestro camino hacia la cima, para que puedan seguir nuestros pasos mientras subimos.

Saldremos del Camp 4, a 8000 metros a las 10 de la noche, con un frío intenso. Usaremos todo el equipo de escalada; Tanque de oxígeno, botas triples, down suits, crampones, casco, guantes muy gruesos y nuestra mochila pesará alrededor de 30 libras, que parecen 100. Nuestro sherpa personal, amigo inseparable de estas semanas, acompañará a cada escalador”.

Mella agregó: “En la oscuridad caminamos en silencio. Nadie habla. La vista se concentra en el pequeño círculo de luz que crea la lámpara en la nieve. Todo nuestro mundo se reduce a ese círculo de luz. Solo se escucha el shhh shhh de los crampones penetrando el hielo. Nos aseguramos a las cuerdas fijas para evitar una caída. Cada paso será casi una tortura. Caminamos 3 pasos, paramos, respiramos. Miramos hacia arriba. Parece que no llegaremos nunca”.

La aventura del dominicano es seguida en la red social por amigos y admiradores.

La primera expedición

Esta es la segunda experiencia de Mella escalando el Monte Everest. El 20 de mayo de 2011, a las 9:00 de la noche, junto a los montañistas dominicanos Iván Gómez y Federico Jovine, Mella inició el ascenso a la cima de la famosa montaña, junto a otros escaladores.

Entonces, Karim Mella e Iván Gómez lideraron el ascenso del grupo hasta el lugar denominado “el balcón”, a 8,400 metros de altura, donde debían cambiar sus tanques de oxígeno suplementario por botellas nuevas de 3,000 libras, que les darían unas 10 horas adicionales para llegar a la cima y descender hasta el campamento número cuatro, de donde habían partido hacía ya cuatro horas.

Allí, debido al viento y frío extremo los tanques de oxígeno nuevos de Iván y Karim presentaron problemas de liqueo en los reguladores, lo cual conllevó a una situación de emergencia debido a que los sherpas debían resolver el problema antes de que se vaciaran por completo las botellas, mientras Iván y Karim entraban en hipoxia, ya que no estaban respirando el oxígeno necesario para el organismo a esa altura denominada “la zona de la muerte”, porque el cuerpo humano no es capaz de sobrevivir por sí solo con tan bajos niveles de oxígeno y temperaturas extremas.

Luego de unos 10 minutos lograron resolver el problema en el tanque de Karim, quien se vio forzado a retomar el ascenso para calentar de nuevo su cuerpo, que estaba entrando en hipotermia. Tras aproximadamente 35 minutos los tanques de oxígeno nuevos de Iván no había podido ser reparados cuando llegó Federico Jovine y encontró a su compañero en un estado de hipoxia avanzado que lo dejó perplejo, hasta que por fin le fueron facilitados un tanque y un regulador a Iván Gómez, quien luego de recuperarse pudo continuar el ascenso unos 45 minutos después de su compañero Karim Mella. Los criollos culminaron con éxito la expedición.

Posteriormente, fue producida la película “La montaña”, del realizador Tabaré Blanchard, inspirada en la experiencia de los escaladores dominicanos.